Los mejores planes en Chamberí para pasar el puente de diciembre y la Navidad

Lista de propuestas para disfrutar de tu tiempo libre

Árbol de Navidad en la Plaza de Chamberí | SOMOS CHAMBERÍ

La Navidad está a la vuelta de la esquina y en Madrid este año se va a vivir con el mayor despliegue lumínico que se recuerda, además de una programación que todavía es una sorpresa pero que incluirá a buen seguro un importante número de espectáculos

Si lo que quieres es aprovechar los días de fiesta o las vacaciones, aquí tienes un listado de los mejores destinos para viajar en diciembre. Pero si prefieres quedarte en Madrid, a continuación van un buen número de propuestas para disfrutar del tiempo libre en Chamberí:

Árbol de Navidad en la calle Fuencarral | SOMOS CHAMBERÍ

Ver las luces de Navidad

Este año nuevos espacios del distrito se suman a los árboles de Navidad que repetirán en Fuencarral y San Juan de la Cruz: habrá cadenetas luminosas el eje de los bulevares (Alberto Aguilera-Sagasta-Carranza- Génova) y sus respectivas plazas (Alonso Martínez, Bilbao, Ruiz Jiménez), la calle Princesa (desde Alberto Aguilera hasta Plaza de España) y se colocarán arcos luminosos en la glorieta de Cuatro Caminos. Además, habrá cerezos iluminados en la Plaza de Chamberí (que repite con respecto a 2018), glorieta de Emilio Castelar, glorieta de Rubén Darío y glorieta de Quevedo.

Uno de los buses de Naviluz, en Colón

Coger el Naviluz

El bus de la Navidad del Ayuntamiento de Madrid vuelve a arrancar en la plaza de Colón, con un recorrido que incluye algunos de los puntos más espectaculares de la iluminación de la capital. Tiene un coste de 4 euros, con descuentos para jubilados y acceso gratis para menores de 7 años a unos autobuses panorámicos que funcionan desde las 18.00 todos los días.

Ver cuadros de Diego Ribera

Planes navideños aparte, la Casa de México (C/ Alberto Aguilera 20) acoge una interesante exposición sobre el artista Diego Rivera, compuesta por una veintena de pinturas que permiten recorrer su trayectoria desde su época de estudiante hasta cuadros que completó en la madurez de su vida. «Estas imágenes nos permiten contemplar la intimidad del artista y, a la vez, los cambios en la forma en los que percibió y representó la realidad que lo rodeaba», explican los responsables de la muestra.

Bajar a la estación fantasma del Metro

Un plan que apasiona a grandes y pequeños es el de sumergirse en la historia de Metro de Madrid bajando a la antigua estación de Chamberí (Plaza de Chamberí, sin número), hoy convertida en un museo con elementos originales de la estación que abrió al público hace ahora justo 100 años. Un espacio imprescindible para conocer el pasado del transporte público en Madrid que todavía guarda anuncios publicitarios con azulejos y las taquillas de entrada al suburbano.

Visitar una mina subterránea

Muchos madrileños no la conocen, aunque lleva excavada en el subsuelo de la ciudad desde hace décadas. Se trata de la mina Marcelo Jorissen, un lugar inicialmente pensado para que los estudiantes de ingeniería de minas hicieran prácticas sin salir de su facultad, pero que desde hace tiempo se muestra a los visitantes durante los fines de semana. Consulta aquí cómo conseguir las entradas.